Tres iglesias de California demandan al gobernador Newsom por prohibirles cantar


“Cantar y orar en voz alta como cuerpo de Cristo, son una parte integral de la alabanza para los creyentes”, afirman los demandantes.

En California, tres iglesias evangélicas han demandado al gobernador Gavin Newsom por prohibirles cantar y elevar coros en sus templos, y por el contrario, permitir actividades similares en otros sitios.


Una orden del 13 de julio cerró las iglesias en al menos 30 condados, aunque permite que continúen abiertos o activos sitios como gimnasios, hoteles y centros comerciales en los condados de Mendocino y Butte, donde se ubican las iglesias que presentaron la demanda.


“Cantar, sin embargo, sólo está prohibido en lugares de alabanza”, dice la queja de 20 páginas presentada en una corte federal de distrito por el Centro Americano para la Ley y la Justicia (ACLJ por sus siglas en inglés) y otros dos grupos legales.


Las iglesias Calvary Chapel Ukiah, Calvary Chapel Fort Braggs y River of Life Church en Oroville pidieron a la corte que impida a los oficiales del estado y de sus condados en su intención de poner en vigor las órdenes que dictan la prohibición de cantar en los templos.


“Prohibir cantar en las iglesias de California es un abuso anticonstitucional de poder”, dijo Jordan Sekulow, director ejecutivo de ACLJ, al anunciar la demanda.


Oficiales alegan que cantar aumenta el riesgo de Covid19


Los lineamientos del estado presentados a inicios de julio para los templos señalan un mayor riesgo de transmisión del Covid-19 en un ambiente congregacional donde se reúnen varios núcleos familiares.


“Particularmente, las actividades como cantar canciones y coros impiden la reducción del riesgo que se logra a través del distanciamiento social de seis pies”, dice el documento de 14 páginas. “Los lugares de alabanza deben, por lo tanto, descontinuar las actividades de cantar o corear cuando estén dentro de un edificio y limitar la asistencia al 25% de la capacidad del edificio o un cupo máximo de 100 asistentes, cualquiera que sea la opción con menos asistentes”.


Terry Barone, líder del equipo de comunicaciones para la Convención Bautista del Sur en California (CSBC por sus siglas en inglés), dijo que muchas iglesias de la CBSC volverán a suspender los servicios de alabanza en persona y reanudarán los servicios a través de internet como resultado de la directriz del 13 de julio. Pero entre las que siguen reuniéndose en persona, Barone cree que en algunas sí van a cantar.


“Los bautistas son un grupo independiente”, dijo. “La mayoría de las iglesias van a decidir qué convicción tiene, si van a cantar o no y cómo lo harán. Eso será el patrón a seguir para la mayoría de nuestras iglesias en todo el país. Estará basado en una convicción bíblica de lo que están haciendo”.


Barone reconoció que cantar pudiera acarrear un mayor riesgo que otras actividades, pero dijo que parecía que las iglesias habían sido tratadas de forma diferente a otros establecimientos.


“Parece haber una disparidad al pedir a un grupo de la población, particularmente a las iglesias, que no hagan ciertas cosas cuando lo mismo no se aplica a otras partes de la población civil”, dijo.


Ali Bay, vocera de la Oficina de Servicios de Emergencia dijo que la norma del Departamento de Salud Pública de California (DSPC) es obligatoria, según reportó The Associated Press.

“Tiene la misma autoridad que todas las demás normas, directivas y órdenes del DSPC que el gobernador ha ordenado que acaten los residentes”, dijo Bay

Cristianos afirman que iglesias son discriminadas


Los demandantes argumentan que la norma “específica y discriminatoriamente tiene en el blanco a las iglesias”.


Dicen que viola su libertad para practicar una religión, la cual está garantizada en la Primera Enmienda y les fuerza a enfrentar un “conflicto sin solución” al tener que elegir entre seguir sus “sinceras creencias religiosas” u obedecer el mandato del estado.


Su demanda, la cual también llama a la acción del estado como una violación de los derechos de libertad de expresión, señala que la consideran una inconsistencia en comparación con el apoyo que dio el Gobernador Newsom a las protestas en contra de la brutalidad policíaca contra personas afroamericanas.


“Cerca del 2 de julio, 2020, después de la implementación de la prohibición de la alabanza, cuando se le preguntó que explicara si la gente debería acatar la norma de Newsom y evitar reuniones de grupos grandes, Newsom se negó a poner las mismas restricciones a los manifestantes y explicó ‘tenemos una Constitución, tenemos libertad de expresión’” dice la demanda, citando una entrevista reciente.

El canto: elemento clave de la alabanza cristiana


Citando versículos del Libro de los Salmos y del Libro de Efesios en el Nuevo Testamento, el cual habla sobre “salmos, himnos y cantos espirituales”, las iglesias agregan en la demanda que el canto congregacional es un elemento clave de su alabanza.


“Cantar y orar en voz alta como cuerpo de Cristo, son una parte integral de la alabanza para los creyentes”, dicen. “Prohibir cantar en grupo es efectivamente prohibir la alabanza cristiana colectiva”.

Suscribete a nuestras notificaciones

  • Blanco Icono de Instagram
  • White Facebook Icon

Una radio para tu familia, donde encontrarás temas sobre el liderazgo que debes de tener en tu hogar, comunidad y trabajo. Somos Conecta Multimedia.
Correo produccionconecta@gmail.com

Los Mochis, Ahome, Sinaloa, México.