• EDGAR HIGUERA

Cristianos en Tigray oran a Dios para que los proteja tras masacre de 800 personas

Al menos 800 habitantes de Tigray en una de las regiones étnicas de Etiopía fueron brutalmente masacrados frente a una importante por aliados del gobierno de Eritrea y sus influencias dentro de dicho país.



Los ciudadanos que presenciaron dichos asesinatos, en los cuales se les prohibió enterrar a sus familiares y dejar que las hienas se comieran sus cuerpos por días enteros; la razón: querían quitarle la supuesta Arca de la Alianza, que se cree estar en esas tierras.


La comunidad de Axum vivió como mataron a 800 personas frente a la iglesia Santa María; luego de un mes, todo fue restablecido casi a su total normalidad, pero el recuerdo aún queda en las mentes de los lugareños.


“Violación, saqueos y asesinatos masivos crueles e intencionales”, son los que denuncia el diácono principal de la iglesia tras ese horrible hecho; el mismo detalló para Asociated Press que ayudó a identificar los cuerpos y lo que quedaban de ellos tras ser comidos por las hienas para enterrarlos en fosas comunes.


«Empezaron a matar a personas que se trasladaban de iglesia a casa o de casa en casa, simplemente porque estaban en la calle. Fue un acto horrible de ver. En cada esquina, casi, había un cuerpo. La gente lloraba en todos los hogares”, dijo el profesor universitario, Getu Mak para AP.


La guerra entre Etiopía y Eritrea proviene de los años 70 y 80, en donde una lucha por el poder de parte de que no ha cesado hasta hoy con los intensos ataques entre los militantes de ambos países y una brutal guerra incesante.


Además, Tigray enfrenta la peor hambruna debido a la guerra, la ONU ya ha hecho informes de las atrocidades que Eritrea ha cometido en contra del pueblo, la cual este país niega rotundamente.


«Hemos recibido información constante que apunta a violaciones del derecho internacional humanitario y el derecho de los derechos humanos por parte de todas las partes en el conflicto, incluidos los ataques de artillería en áreas pobladas, los ataques deliberados contra civiles, ejecuciones extrajudiciales y saqueos generalizados”, dijo un portavoz de la organización.


Pero el pueblo continúa con sus actividades y aun más sigue ejerciendo la fe a fin de que el conflicto se solucione pronto.


“También estamos protegiendo a la iglesia. No estamos armados. Lo que hacemos es principalmente mirar. Y, por supuesto, orar para que Dios nos proteja”, finalizó el diácono en entrevista confidencial a AP.




Fuente de Información: Bibliatodo

0 vistas0 comentarios